La AECC analiza el Código Europeo Contra el Cáncer a empleados de Serunion de Leganés

La AECC analiza el Código Europeo Contra el Cáncer a empleados de Serunion de Leganés

La doctora Elena Segura, del Departamento de Prevención y Promoción de la Salud de la AECC de Madrid, ha impartido, junto a su compañero Pedro Aguilar, psicólogo de la misma área, una conferencia destinada a empleados de la firma internacional de catering, restauración, elaboración y suministro de alimentos Serunion, con sede en Leganés, sobre los doce puntos del Código Europeo Contra el Cáncer.

Las intervenciones, que tuvieron lugar en la tarde del jueves 25 de mayo, se dividieron en una parte médica y otra psicológica. La primera, a cargo de la doctora Segura, que, después de realizar una introducción sobre la AECC, se centró en qué es el cáncer, su etiología o estudio de sus causas y en los tres pilares de la prevención, primaria y secundaria, de las que hace referencia el Código Europeo, y terciaria.

De la prevención primara, la ponente habló de los estilos de vida saludables para evitar la enfermedad; de las recomendaciones de aplicarse ciertas vacunas o de la utilización de medidas de seguridad ante ciertos trabajos profesionales expuestos a sustancias cancerígenas. En cuanto a la secundaria, hizo hincapié en el diagnóstico precoz de cáncer de colon, cuello de útero y mama.

“La prevención primaria no está relacionada con todos los tipos de cáncer, sino que es un grupo de canceres que sabemos que los estilos de vida pueden afectar, como los de pulmón, laringe colon, mama…”, asegura la doctora; que también recordó el concepto de prevención terciaria para aquellos enfermos que superan la enfermedad y vuelven a llevar vida normal.

Por la parte psicológica, Pedro Aguilar se dirigió a proporcionar información sobre los aspectos psicológicos del cambio de hábitos, con el fin de facilitar la posibilidad de que los oyentes “incorporen los hábitos que les acercarían al estilo de vida que propone el Código Europeo Contra el Cáncer”.

Los aspectos donde el profesional de la AECC puso el acento fueron, entre otros, la necesidad de hacerse responsables de su salud, esforzándose en mantener una conducta saludable a largo plazo; sin olvidarse de programar los cambios con tiempo suficiente y con “objetivos realistas” y aprender de los errores para mejorar de forma progresiva y continua.