La Asociación Española Contra el Cáncer y el IB SALUT firman un convenio marco de colaboración

La Asociación Española Contra el Cáncer y el IB SALUT firman un convenio marco de colaboración

La Asociación Española Contra el Cáncer y el IB SALUT firman un convenio marco de colaboración para mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos y sus familiares.

  • El convenio integra tres programas: voluntariado, primer impacto y atención psicológica.
  • El Servei de Salut facilitará un espacio en los hospitales y puntos de atención continuada para uso exclusivo de los profesionales de la AECC.

El presidente de la Junta Provincial de Baleares de la AECC, Javier Cortés y el director general del Servicio de Salud, Juli Fuster han firmado un convenio marco de colaboración, con una vigencia de cuatro años, para mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos y sus familiares.

En palabras del presidente de la AECC de Baleares “Este convenio era uno de nuestros objetivos prioritarios para que todas las actividades de los profesionales y de los voluntarios en los hospitales públicos y en los centros de atención primaria de las Islas Baleares quedasen reguladas. Escenifica a la perfección las sinergias de colaboración que busca la AECC con las instituciones para conseguir el objetivo común de mejorar la calidad de vida de los pacientes oncológicos y de sus familiares”.

Este convenio integra tres de los programas que desarrolla la AECC: el de voluntariado, el denominado “Primer impacto” y el programa de atención psicológica en los hospitales públicos y en los centros de atención primaria de las Islas Baleares. Permitirá que todas las áreas de salud puedan beneficiarse de estas acciones y gracias a este acuerdo, el Servicio de Salud se compromete a facilitar un espacio en cada uno de los hospitales públicos y de los puntos de atención continuada (PAC) para uso exclusivo de los profesionales de la AECC. Al tratarse de un convenio marco, permite suscribir convenios específicos para desarrollar aspectos más concretos a la hora de coordinar determinadas acciones.    Programa de voluntariado El programa de voluntariado regula la actuación de voluntarios dirigida a pacientes oncológicos y a sus familiares. Tiene como objeto mejorar su calidad de vida reduciendo las alteraciones emocionales, relacionales y sociales que puedan surgir como consecuencia de la enfermedad.   Programa “Primer impacto” El programa “Primer impacto” pretende facilitar de manera inmediata la obtención de información sobre todos los recursos disponibles con relación a las necesidades psicológicas, sociales e informativas de los pacientes que han sido diagnosticados recientemente de cáncer y también las de sus familiares.   Programa de atención psicológica El programa de atención psicológica se presta tanto a pacientes como a familiares, indistintamente en la fase de la enfermedad en que se encuentren. Pretende lograr diferentes objetivos, como evaluar, orientar y asesorar a los pacientes y a sus familiares; proporcionar herramientas terapéuticas dirigidas a adaptarse a la situación; facilitar la resolución de problemas, y aliviar o resolver trastornos psicológicos y alteraciones cognitivas.   En el programa de voluntariado, la AECC aportará el personal voluntario y los profesionales que participen en él. En los casos del programa “Primer impacto” y el de atención psicológica, pondrá a un psicólogo a disposición de los hospitales o de los centros de salud donde se desarrollen.   El convenio establece unas bases de colaboración para establecer una acción coordinada en todos los campos de actuación en materia oncológica. En muchos casos el cáncer requiere cuidados constantes de larga duración, y el impacto psicológico que esta situación supone para las familias y el deterioro físico del paciente crean muchos problemas sociales y desajustes en la convivencia familiar.   El año pasado, la AECC Baleares atendió a más de mil usuarios, beneficiarios únicos de los servicios que ofrece en los programas incluidos en este convenio: 501 beneficiarios del programa “Primer impacto”, 429 de los servicios de atención psicológica y 172 de servicios de atención social. Un total de 46 voluntarios hospitalarios acompañaron a 774 enfermos de cáncer y a sus familiares en los hospitales de las Islas Baleares.