Un centenar de comensales protagoniza la Gran Cena y Baile a beneficio de la AECC de Robledo de Chavela

Un centenar de comensales protagoniza la Gran Cena y Baile a beneficio de la AECC de Robledo de Chavela

Los voluntarios y colaboradores de la Delegación de la AECC en Robledo de Chavela, con su delegada al frente, Chelo de la Fuente, han sacado adelante en la tarde-noche del primer sábado de agosto la Gran Cena y Baile a beneficio de la AECC de Robledo, que reunió a un centenar de comensales en el restaurante ‘El Cañaveral’, situado al sur de las afueras de la localidad, en la zona conocida como la Carretera de los Pantanos.

La velada gastronómica, musical y solidaria, la décima edición de la segunda etapa de la AECC local, sirvió, además de para demostrar que la lucha contra el cáncer puede aunar a las personas más diversas de una sociedad alrededor de una mesa, para dar a conocer el trabajo que está realizando desde hace años la asociación en el municipio de la Sierra Oeste de Madrid, que cuenta con unos 4.000 habitantes más los que se suman en época estival.

Chelo de la Fuente, delegada de la AECC en la localidad, se mostraba “muy contenta” por la respuesta obtenida a la llamada de la asociación y se había presentado en la cena, a pesar de las fechas vacacionales de verano, en la que la población suele salir en busca de playa fuera de Madrid. “Somos la única cena solidaria o una de las pocas que aún quedan de las que se organizan en nuestro pueblo”, afirmó la delegada.

A los postres, a través de la tradicional rifa amenizada por las propias componentes de la Delegación local de la AECC, se sortearon 38 regalos, desde herramientas para el jardín a noches de hotel y spa, pasando por electrodomésticos, servicios odontológicos, estéticos y de peluquería, donados por varias empresas y comercios locales. “Han colaborado todos los comercios y empresas robledanas con la AECC como todos los años, algo que agradecemos de corazón”, apuntó la delegada.

Por segundo año consecutivo, presidió la cena el alcalde de la localidad, Fernando Casado, que estuvo acompañado por varios ediles del Consistorio, que colabora activamente con la AECC y con la cena, en particular. “He agradecido a los presentes su asistencia, al alcalde y a la José Carlos Camargo, gerente del restaurante, por su generosidad, ya que desinteresadamente nos lleva apoyando muchos años”. El tradicional baile, a cargo de un Dj., organizado en los salones inferiores del restaurante, puso fin a la cena bien entrada la madrugada.

Finalmente, el próximo acontecimiento relacionado con la AECC que se celebrará en Robledo será la Cuestación, instalándose el sábado 13 de agosto una mesa en la plaza de España y donde colaborará una docena de voluntarios y voluntarias portando las tradicionales huchas por todo el municipio.