III Carrera contra el Cáncer de Madrid

III Carrera contra el Cáncer de Madrid

Objetivo cumplido. Si en las dos ediciones anteriores, disputadas  en el extrarradio parque de Juan Carlos I, se unieron a la causa de correr contra el cáncer 5.000 personas en cada una de ellas, este año, no solo se ha doblado la participación en la III Carrera en Marcha contra el Cáncer de Madrid, sino que tanto el ambiente como el escenario concedido por el Ayuntamiento, en pleno centro de la capital, y la soleada mañana vivida tras la lluvia caída en la víspera, ha hecho que todo haya salido a pedir de boca para todos, participantes y organización, en definitiva, para toda la familia de la AECC madrileña

Aunque la salida también se adelantó en una hora respecto a 2014 y 2015, la cabeza de los diez mil corredores fue colocándose ordenadamente y sin problema en la Castellana, a pocos metros del monumento a Colón, mientras la cola se perdía a lo lejos, a la altura de la plaza de Cibeles. Tras el tradicional corte de cinta a cargo de la teniente de alcalde del Ayuntamiento de Madrid, Marta Higueras, que estuvo acompañada en la línea de salida por la presidenta de la AECC, Isabel Oriol; la vicepresidenta de la Junta de Madrid, Inés Entrecanales; y el director general del Servicio Madrileño de Salud, Pablo Calvo, que detonó la pistola señalando la salida. Y todos, a correr. Una riada de camisetas verdes llenó toda la arteria principal de Madrid. 

El torrente de corredores se dirigió hacia el norte. Aquéllos que se habían inscrito en 4 kilómetros tuvieron que girar a su izquierda en la plaza de Emilio Castelar para volver; y los de 10, en la plaza de Castilla. Ambas carreras regresaron hacia el sur hasta la plaza de Cibeles, para desde allí dirigirse de nuevo a Colón, donde, en los Jardines del Descubrimiento, se encontraba la meta, muy abrigada por las actividades que se llevaron a cabo en los stands de los colaboradores y patrocinadores de la cita atlética. 

En poco menos de trece minutos (12:50), el británico residente en la capital Paul Whitelan, que participó en los 4 kilómetros para animar a su padre enfermo de cáncer, cruzó la línea de meta por delante del veterano francés Françoise Iriarte  (13:39) y Rubén Valenciano (14:12). En féminas, la joven madrileña Laura Molina se hizo con el triunfo, invirtiendo un cuarto de hora y dos segundos, seguida de la veterana Cristina Gómez (15:38) y Adriana Charry (16:13). Además, un gran número de personas decidió completar la distancia corta caminado, ya que los 4.000 metros se presentaron como más asequibles para aquellos que no practican deporte asiduamente y, sin embargo, quisieron tomar parte de la convocatoria. 

Ya en los 10.000 metros, otros dos madrileños se impusieron con autoridad. En hombres destacó el triunfo de Rubén Rodríguez (33:18), de Personal Running, entidad que colabora asiduamente con la AECC y otras ONG en distintas actividades; mientras que la experimentada. La segunda y tercera posiciones fueron para Javier de Mata  (34:11) e Ignacio Vázquez (34:33). Por su parte, Amaya Sanfabio (37:26), del Club Clínica Seoane Pampín, se impuso en féminas a la veterana Yesenia Centeno (39:45), maratoniana olímpica en Pekín 2008, y a Eva Ardanuy (40:18). 

La práctica totalidad de juntas y delegaciones de la AECC repartidas por toda  la Comunidad de Madrid estuvo representa en la prueba, alguna de ellas desplazada en autobús concertado. Asimismo, acudió una amplia representación de los voluntarios de la AECC que llevan a cabo su labor diaria en los treinta hospitales madrileños, junto a sus coordinadores. Muchos de ellos se presentaron con pancartas y carteles alusivos a su localidad u hospital de referencia. 

La entrega de trofeos, por categorías, estuvo presidida por el concejero de Salud de la Comunidad de Madrid,  Jesús Sánchez Martos, acompañado por los representantes de los patrocinadores principales, Iberdrola y Quirón Salud, Antonio Armengot y Luisa Martínez, respectivamente; además de Isabel Oriol y varios miembros del Consejo de la AECC de Madrid, encabezado por su presidente, Ignacio Muñoz, que aún convaleciente de una operación no quiso perderse la ocasión de acompañar y animar a los corredores. Otras caras conocidas quisieron sumarse el domingo a la fiesta deportiva y solidaria contra el cáncer, como las actrices Norma Ruiz y Cristina Urgel; el actor Jorge Lucas; la bailaora María Pagés y el periodista Javi Nieves, entre otros. 

Junto al trabajo de la AECC, la III Carrera en Marcha contra el Cáncer de Madrid ha contado gran apoyo de patrocinadores y colaboradores, que en el interior de la plaza del Descubrimiento instalaron espacios temáticos, como el denominado ‘Jardín de la Esperanza’, de Iberdrola, donde se entregaba un iris blanco -flor de la esperanza- a cada atleta que cruzaba la meta; Quirón Salud, que ofreció a los corredores un original photocall; Ocaso, Zumosol, Organizados, Mediterránea Catering, Solán de Cabras, English for fun, Siete Estrellas, El Corte Inglés, Famosa, Fisio Médico y Zumba Fitness, que no cesó de amenizar la prueba con sus clases de zumba sobre el escenario; así como el apoyo de un gran número de voluntarios de la Fundación Telefónica, de la A.D. Marathon, entidad en la que recayó todo el apartado técnico, del Club Ciclista Chamartín y de la propia AECC. Cadena Ser y la revista Mía también formaron parte del plantel de colaboradores de este año. 

Resultados y vídeos 4 km.:

Resultados  y vídeos 10 km.: