Jornadas de prevención en el Colegio San Agustín

Logo de la aecc

Continuando con las actividades del Departamento de Prevención y Promoción de la Salud de la aecc Madrid en Colegios, durante las jornadas del jueves y viernes, han tenido lugar unas nuevas intervenciones, en esta ocasión en el Colegio San Agustín para alumnos de 1º de la ESO. El motivo es la prevención del consumo del tabaco y en su defecto, el retraso de la edad de comienzo. El intervenir a edades tan tempranas (12-13 años) se debe a que es la edad a la que se inicia el consumo en nuestro entorno. En los dos días han sido 6 clases de unos 25 niños cada una, con un total de 150 alumnos de 1º de la ESO.

Se han llevado a cabo dos intervenciones en cada clase de unos 50 minutos de duración, desarrolladas por médico y psicólogo.

El médico Santiago Méndez, con un formato de coloquio interactivo con los alumnos, ha desarrollado su charla sobre ¿Qué pasa cuando fumamos?. Se han expuesto los orígenes de la planta del tabaco, su composición, los agentes nocivos que contiene y los puntos fundamentales por los que se debe considerar al tabaco como una droga: su acción sobre el Sistema Nervioso Central, la dependencia, la tolerancia (cada vez se requiere más dosis para obtener el mismo efecto) y el síndrome de abstinencia. Se ha equiparado cada calada a un cigarrillo con un chute de nicotina. Uno de los factores importantes en la adicción es la rapidez de la absorción de la nicotina por los pulmones, que puede verse modificada por la adicción de componentes para incrementar su absorción. Posteriormente se ha pasado revista a los efectos inmediatos y tardíos del consumo del tabaco sobre la salud, incidiendo en los primeros dada la edad de los oyentes. Posteriormente se han mostrado los beneficios al dejar de fumar, principalmente los que más afectan a los jóvenes (estéticos, efectos sobre la actividad física, etc.). Finalmente se han mostrado dos vídeos sobre el efecto del tabaco en el cerebro y un vídeo resumen elaborado por la propia aecc.

Durante todas las intervenciones se ha respondido a las preguntas de los alumnos, siendo las más repetidas en todos los grupos las de los cigarrillos electrónicos, que no deben ser considerados inocuos ni una forma de tratamiento para dejar de fumar, sobre otras formas de consumir tabaco como la cachimba, etc. Lo que más ha llamado la atención de los alumnos es la composición del humo del tabaco, con cerca de 4000 sustancias químicas, algunas tan llamativas como butano, amoniaco, Polonio radioactivo, etc.