Mercadillos con espíritu navideño a favor de la AECC en Collado Villalba y Fuentidueña de Tajo

Dos mercadillos solidarios y a favor de la AECC han puesto punto y final a las Navidades de 2017 en Collado Villalba y Fuentidueña de Tajo. El primero, en la matinal del viernes 22 de diciembre, organizado por los alumnos del Colegio ‘Cantos Altos’ y el segundo, el sábado, promovido por la Concejalía de Comercio y la Biblioteca Municipal ‘Luis Cubero’ en el Pabellón ‘3 de abril’.

Los niños y niñas del colegio ‘Cantos Altos’, arropados por padres, madres y el profesorado, llevaron a cabo por la mañana un pequeño rastrillo de variados objetos, alguno de ellos realizados por ellos mismos, cuya recaudación iba, por vez primera, destinada íntegramente a la AECC local, cuya presidenta, Soledad

Lerma, agradecida al centro, aseguraba que había resultado “muy bien”.

Juguetes de todos los tamaños y colores, artículos de decoración y objetos realizados por los más pequeños en las clases de manualidades llenaron las mesas del mercadillo; sumándose también artículos donados por firmas como Garciabal Energía S.L. y E´Lecrerc, de Majadahonda. 

De los productos con más aceptación destacan unos ratones inalámbricos para ordenador, cuenta Soledad Abal, maestra de Educación Infantil impulsora de la idea, que se mostraba muy agradecida a los alumnos, madres y padres y empresas colaboradoras. “Sin las aportaciones de Vanesa García, Concha Rey, Pablo Fernández, Angélica Muñoz, Samantha Castillo, Agnieska Mscisk, María Jesús Chamarro, Pablo Abal y Delel, madre refugiada palestina, hubiera sido imposible organizar el mercadillo”, asegura.

Este mercadillo celebrado en los accesos al gimnasio acompañó por vez primera al ya tradicional festival navideño del centro, que cuenta con alumnos de 3 a 11 años, de Infantil y Primaria, de 400 familias villalbinas, recaudando alrededor de 850 euros para la AECC local.

Al día siguiente, el Pabellón ‘3 de abril’ acogió la primera edición del Mercado Navideño de Fuentidueña, donde vecinos, comerciantes, artesanos y la Delegación de la AECC expusieron sus productos en los estands preparados para la ocasión, bajo organización municipal, durante toda la matinal.

El alcalde, José Antonio Domínguez, acompañado por ediles del Consistorio, estuvo presente durante la mañana y se interesó por todo lo allí expuesto. La AECC, por su parte, además de información de sus servicios, aportó para la venta objetos corporativos, como gafas rosas, bolígrafos, llaveros, bolsas de deporte… además de figuras y cristales grabados donados previamente por artesanos particulares.

“Para ser la primera vez que se organiza, me ha parecido buena idea porque la gente de la localidad no está acostumbrada a este tipo de eventos”, manifiesta la delegada de la AECC, Cristina Gonzalo, que, a pesar de no haber obtenido una gran recaudación, “nos han visto ahí un buen número de vecinos”.