El salón de actos de la AECC de Madrid, escenario para presentar el nuevo Plan Estratégico de la Fundación Científica

El salón de actos de la AECC de Madrid, escenario para presentar el nuevo Plan Estratégico de la Fundación Científica

El salón de actos de la AECC de Madrid albergó a primera hora de la tarde del lunes 21 de noviembre la presentación del nuevo Plan Estratégico 2017-2020 de la Fundación Científica de la AECC, con la presencia del presidente de la AECC, Ignacio Muñoz; la directora general de la Fundación Isabel Orbre; y el doctor Pedro Pérez Segura, oncólogo del Hospital Clínico San Carlos de Madrid y presidente del Comité Técnico de la AECC de Madrid.

En primer lugar, el doctor Pérez Segura, ante un salón con presencia de investigadores y representantes de distintos hospitales madrileños, principalmente, expuso algunas de las cifras más relevantes sobre los proyectos financiados por la Fundación en 2016, como los 34 millones de euros en 174 proyectos o los más de cien empleos de profesionales de oncología en distinto grado.

El doctor Pérez Segura definió el trabajo de la Fundación como “una apuesta decidida y firme por financiar la mejor investigación del cáncer en España” y también sus objetivos, como promover el talento y estabilizar la carrera profesional de los investigadores, la investigación de cánceres poco frecuentes, involucrar a la sociedad en la investigación en cáncer o crear una red de voluntariado en torno a la investigación, entre otros muchos.

Por su parte, la directora general, que introdujo el nuevo proyecto bajo el lema ‘Investigando en cáncer ganamos vida’, destacó que, gracias a la investigación, en los últimos sesenta años la esperanza de vida ha alcanzado el 75%, “y debemos consolidar esta cifra”. Asimismo, hizo hincapié en los conceptos de transparencia, calidad, independencia, estabilidad y continuidad; dio a conocer distintos resultados obtenidos con las investigaciones en cáncer financiadas desde la Fundación con anterioridad; desarrolló los conceptos de ideas, proyectos, grupos coordinados o ayudas a personas.

Con este nuevo impulso, Orbre destacó que las ayudas se dirigirán a proyectos y personas; las primeras, con el objeto de apoyar grupos emergentes para consolidar sus líneas de investigación, proyectos de globalización, cáncer infantil y cánceres poco frecuentes; y en cuanto a las personas, el objetivo se centrará en aprovechar el flujo de investigadores que parte de las universidades hasta su estabilización como jefes de grupo, con ayudas para prácticas en laboratorio, investigadores pre y postdoctorales, así como ayudas a reconocidos investigadores que desarrollan su actividad en centros de investigación y en hospitales.

Finalmente, el presidente de la AECC, Ignacio Muñoz, que se refirió a los investigadores como “nuestros héroes”, quiso enviar un mensaje de querer ofrecer, con esta nueva oferta de ayudas, “más oportunidades a más personas”; y para trabajar en ello, aunque abierto a todos los investigadores españole, quiso poner en valor, especialmente, la red hospitalaria madrileña y su “gran estructuras para la investigación”.