Cuando colaboras con la AECC, tú también investigas

Análisis molecular del condensado de aire exhalado en el manejo del nódulo pulmonar solitario.

19909.08
Proyecto dirigido por:
Dr. Francisco Javier Aspa Marco

El poder diagnosticar un cáncer de pulmón en fases muy tempranas mejora espectacularmente las posibilidades de supervivencia de los pacientes. 
En la consulta diaria, atendemos frecuentemente a pacientes con dos características que los hacen especiales: 

 

  1. Tienen un nódulo pulmonar solitario de pequeño tamaño (alrededor de 1 cm) 
  2. Son pacientes con edad avanzada, o con varias co-morbilidades, que los hace especialmente frágiles. 

El estudio convencional de un nódulo pulmonar para poder determinar si es o no maligno, comporta pruebas invasivas que estos pacientes toleran mal. Además, dado su pequeño tamaño, los resultados de las pruebas en ocasiones no son concluyentes. De esta forma se plantean situaciones en los que se somete al paciente a intervenciones quirúrgicas o a tratamientos con radioterapia que pueden no ser necesarios, con las posibles consecuencias colaterales no deseadas.

En este proyecto de investigación, nos proponemos poner a punto una prueba sencilla y no invasiva que nos permita seleccionar a aquellos pacientes con altas probabilidades de presentar un nódulo maligno, y realizar en ellos exploraciones o actividades terapéuticas. Y por otra parte, poder descartar con fiabilidad a aquellos pacientes con un nódulo no maligno, en los que no sería necesario realizar exploraciones o tratamientos invasivos. 

El concentrado de aire exhalado es una técnica sencilla y no agresiva que nos permite recoger diferentes moléculas y material genético de las profundidades del pulmón. El paciente sólo tiene que respirar de forma tranquila a través de una boquilla durante unos diez minutos. Con esto recogemos las pequeñas partículas disueltas en el aire que el paciente exhala al respirar, las condensamos y analizamos. En esta pequeña cantidad de líquido están disueltas diferentes proteínas y material genético que nos permitirán diseñar una “firma genética y molecular” del tumor maligno pulmonar, y de esta forma poder seleccionar a aquellos pacientes con pequeños nódulos de pequeño tamaño y naturaleza maligna y centrar en ellos nuestros esfuerzos diagnósticos y terapéuticos. El principal problema radica en la escasa cantidad de fluido recuperado y la muy escasa concentración de las diferentes moléculas y material genético. En el curso del desarrollo del presente proyecto de investigación pretendemos resolver adecuadamente estos inconvenientes.