Cuando colaboras con la AECC, tú también investigas

La transformación que hace vulnerable al cáncer de mama HER2+

Proyecto dirigido por:
Equipo de investigación de la Dra. Fara Brasó

El equipo de investigación de la Dra. Fara Brasó ha identificado una característica biológica en aquellos cánceres de mama HER2+ que son resistentes al tratamiento y una posible terapia alternativa para acabar con ellos.

Dentro de los tumores de mama HER2, caracterizados por presentar una elevada concentración de la molécula HER2, hay un subtipo de tumores tienen unos niveles excesivamente altos de HER2 (HER2-E o ‘’enriquecidos’’). Para este tipo de tumores hay tratamientos basados en fármacos dirigidos contra esta molécula conocidos como terapias anti-HER2. A pesar de la efectividad de estas terapias hay tumores HER2-E que todavía son resistentes. Ante esto, los investigadores decidieron utilizar una combinación de fármacos que atacaran a esta molécula (lapatinib y trastuzumab) y estudiar sus efectos antes, durante y después del tratamiento. 

Gracias a este estudio, han encontrado algo interesante en la biología de estos tumores, un posible ‘’talón de Aquiles’’. Han observado que, en ciertos casos, las células cancerosas no mueren porque resisten al tratamiento combinado de los 2 fármacos y realizan una ‘’transformación biológica’’ convirtiéndose en tumores de mama del tipo Luminal A, otra variante cancerosa con menor capacidad para proliferar. Además estas células ‘’transformadas’’ son más sensibles a unos fármacos que impiden que las células proliferen (inhibidores CDK4/6).

Por lo tanto, esta transformación del tumor es un signo de que el cáncer ha resistido al tratamiento anti HER2 (biomarcador) y puede ser sensible y atacado con inhibidores CDK4/6. Este trabajo apoya  utilizar fármacos de forma conjunta  para acabar con  este cáncer de mama.  
En relación a su administración, los investigadores  han visto que si los fármacos anti-HER2 no se  aplican manera continuada,  los tumores son capaces de ‘’volver a su forma original’’ de HER2 más agresiva. Lo que significa que sería necesario el mantenimiento de ese tratamiento en aquellos tumores que han sido resistentes para evitarlo. 

Los avances de esta investigación, llevada a cabo en el IDIBAPS con la ayuda de la Asociación Española Contra el Cáncer han sido conseguidos en muestras tumorales de pacientes y en cultivos celulares,  pero es necesario seguir investigando en esta línea para ganar más conocimiento sobre la transformación que sufren las células tumorales y poder atacarlas de la forma más eficiente posible.

Más información: https://www.clinicbarcelona.org/noticias
Artículo original: https://www.nature.com/articles