Las bragas y el cáncer 7.12.2011

Hace 6 años

Ya sé que es muy lamentable el título "las bragas y el cáncer", pero es que desde que tengo cáncer solo me pongo bragas de algodón, blancas y beís, horrorosas. a mi me gustan las bragas de colores, las tengo lilas, verdes, naranjas, turquesas (turquesa es la que más me gusta), son de la marca UNNO, me quedan muy bien, depende del dia, de cómo me levante, me apetece un color u otro, si me levanto con energía naranjas, si estoy con un tono discreto lilas, si tengo ganas de arreglarme más o de siento esa sensación de "hoy estoy guapa" me las pongo turquesas, ¿cual es el problema? direís, ah!, que las bragas de colores son de licra ¿y?, pues con el cáncer y con las quimios me han bajado tanto las defensas que he tenido hongos, sí hongos, en la boca, en la garganta, en los genitales, seguro que se pueden tener en más sitios, afortunadamente todavía no lo he descubierto. Cuando tienes hongos en los genitales o vaginitis tienes que llevar ropa de algodón y tienes que evitar la humedad (hasta el punto de tener que usar un secador de pelo, para no secarse el pelo precisamente), con lo que hala! descartemos las bragas de colores y recurramos a las bragas abueliles, las de toda la vida, algunas las tengo desde el embarazo de mis hijos, son feas y tienen las gomas pasadas, pero me niego a gastarme un solo euro en comprarlas nuevas, son lamentables, son antieróticas, ¿a quien le apetece acostarse con una mujer que lleva bragas beís, que le llegan a veces por encima del ombligo y que tienen las gomas pasadas?, pienso aguantar con ellas hasta que acabe la quimio y luego volver a mis bragas de colores.
Hace 6 años

Yo doy fe de tus bragas de colores; sin tus bragas de colores eres un poco menos tu. Y sufrir un cáncer, me imagino, debe ser algo así: "ser un poco menos tu". Espero que pronto puedas olvidar las "bragas tipo sobaqueras" y vuelvas a lucir la alegría de los colores. Te regalaremos bragas chillonas y divertidas, bragas para que vuelvas a ser tu misma. Lo has pasado muy mal pero ya queda poco, has sido valiente y mamapacha debe recompensarte. Te quiero mucho Hermana.

Hace 6 años

Hola Evads! Me he reido un rato con tu comentario. No te imaginas lo que he tenido que pelear con mi hijo para que se pusiera horribles calzoncillos de algodón mientras estaba con quimio y radioterapia. Tuve que esconderle todos los que tenía y darle un ultimatum: o los de algodón o vas sin calzoncillos. Ahora que está sin tratamientos y ya tiene 15 años, ya se pone de nuevo los "guay".

Que importantes son las cosas pequeñas que pueden hacer sentirnos mejor! Yo le decía a mi hijo que nadie sabía que

calzoncillos llevaba, que nadie se los veía. El me contestaba que lo sabía él.

Cuando ya no necesites las bragas sobaqueras, permítete el lujo de renovar toda tu ropa interior. Estarás divina!!

Un beso. Conchi