¿Cómo te podemos ayudar?

Factores de riesgo del carcinoma de nasofaringe o cavum

En la actualidad se desconoce cuál es la causa exacta de este tumor, pero parece ser que existen factores genéticos, infecciosos y dietéticos asociados. A diferencia  de otros tumores de la esfera de otorrino, no parece tener relación con el consumo de tabaco o de alcohol.

En determinadas zonas del mundo, como el Sur de China, Taiwán, Sudeste Asiático, Norte de África, Groenlandia y Alaska (aunque también se baraja la predisposición genética) uno de los factores que parece tener un papel importante en el incremento del riesgo de desarrollar cáncer de cavum es el tipo de alimentación. La dieta contiene grandes cantidades de alimentos ahumados o salazones que son alimentos muy ricos en nitrosaminas (carcinógeno).

En el resto de los países este tumor se relaciona, con mayor frecuencia con la infección previa por el virus de Epstein Barr. Este virus produce una enfermedad llamada mononucleosis o enfermedad del beso (infección muy frecuente, ya que se estima que el 90% de la población adulta la ha padecido).

Gran parte de los pacientes diagnosticados de carcinoma de cavum presentan anticuerpos positivos contra este virus. De hecho la mayoría de las veces es posible detectar este virus en el interior de las células tumorales.

Sin embargo, tan sólo una pequeña proporción de personas que han padecido esta enfermedad desarrollan un tumor de cavum.

España es uno de los países considerados como zona de bajo riesgo para este tumor, con una  incidencia, tan sólo, de un caso nuevo por 100.000 habitantes y año.

Contenido relacionado