¿Cómo te podemos ayudar?

Seguimiento y revisiones después del cáncer de huesos

El objetivo del seguimiento es valorar la evolución del paciente, de las secuelas de su cirugía, de los efectos secundarios a largo plazo de la quimioterapia y, por supuesto, de poder detectar una recaída de la enfermedad a tiempo de poder realizar algún tratamiento con intención curativa.

En cada revisión se realiza una exploración física, análisis generales y estudios de imagen: radiografías simples, gammagrafía ósea y tomografía axial computarizada (TAC), según la consideración del médico.

Contenido relacionado