Exito de los test no invasivos

Dr. Castells, Dra. Margarita Blázquez, Isabel Oriol, Dra. Leticia Moral, Dr. Quintero

Una de cada 20 personas tendrá un cáncer de colon o recto a lo largo de su vida. La buena noticia es que es uno de los pocos cánceres que se pueden diagnosticar precozmente, es decir, antes de que la persona note algún síntoma. De hecho, si se detectara a tiempo se podría curar en el 90% de los casos. Los modelos aceptados por la comunidad científica internacional para la detección precoz o cribado del cáncer colorrectal son fundamentalmente dos: la prueba de sangre oculta en heces y un examen directo del interior del colon mediante colonoscopia. Ambos métodos son efectivos para detectar tanto el cáncer como las lesiones precursoras del mismo (adenomas, más conocidos como pólipos) y, por tanto, para prevenir la aparición del cáncer y/o reducir el número de personas diagnosticadas en fase avanzada. Sin embargo, hasta la fecha, nunca se habían comparado directamente las ventajas e inconvenientes de utilizar uno u otro método en la lucha contra el cáncer de colon, en especial su aceptación por parte de la población de riesgo, hombres y mujeres de 50 a 69 años.

Este estudio, cofinanciado por la aecc –a través de sus Juntas Provinciales de Madrid y Barcelona- y el Instituto de Salud Carlos III, ha certificado el éxito de los test no invasivos en la detección de cáncer colorrectal. En él se evalúa la participación ciudadana así como la fiabilidad en la detección de lesiones cancerosas en el colon y recto entre ambas estrategias. Un total de 60.000 personas de ocho Comunidades Autónomas españolas han participado durante cuatro años en el proyecto liderado por el Dr. Antoni Castells y el Dr. Enrique Quintero.

Nota de prensa  Más infomación: The New England Journal of Medicine Imagen (de izda a drcha): Dr. Castells, Dra. Margarita Blázquez, Isabel Oriol, Dra. Leticia Moral y Dr. Quintero