Experiencia personal sobre el cancer de pulmón en grado IV

Hace 1 año

Hola a todos,
Nunca antes me atreví a escribir pero si he leído muchos testimonios y cre que contar la experiencia ayuda tanto a uno mismo como a todo el que lo pueda leer. En mi caso mi madre con 64 años vive hoy sus últimos días esperando el final en sedación paliativa. Han sido meses de lucha contra la enfermedad en la que todos (ella y nosotros su familia) hemos pasado diversos estados. Hace unos 6 meses mi madre escupió sangre al toser, esto la llevo a consulta del neumólogo. Desde ese momento todo se precipitó , radiografías, scanner , tac ,biopsia pulmonar hasta que unas 4 semanas más tarde se confirma el diagnóstico carcinoma pulmonar de células no pequeñas en grado 4 con metástasis en huesos, ganglios y cerebro muy afectado. El pronóstico era muy grave y muy inminente. Durante el proceso de diagnóstico té agarras cada día a la esperanza de que la siguiente prueba de mejores pronósticos y cada resultado negativo te destroza por dentro, aún así tratas de tener el mejor ánimo y la mejor cara para ayudar a tu madre a asimilar la situación y a luchar. Mi madre siempre fue muy fuerte y luchadora y decidió combatir la enfermedad, quimioterapia y radioterapia holocraneal urgente fueron los pasos, la radio provocó un impacto positivo muy importante y otorgó a mi madre tiempo para luchar con la quimio contra el cancer . Estos tratamientos le dieron a mi madre unos meses en los que disfrutamos con ella con los nietos de un verano diferente. El cancer en el hueso la postró en silla de ruedas muy al principio y eso fue lo que más le afectó pero aún así siempre tuvo animo para estar con sus nietos.
Tras un verano de tratamientos y lucha en septiembre llego el primer control, mi madre parecía mejorar en general y así lo demostraron los resultados, los mejores posibles, tumor ppal reducido un 20% metástasis cerebrales casi extinguidas, etc. El tratamiento había funcionado pero también había tenido otras consecuencias. Septiembre fue un mes tranquilo pero todo empezó a cambiar poco a poco con incremento paulatino pero percibible de dificultades para entender, escuchar y o hablar de mi madre. En el plazo de dos meses y casi 3 meses después de la radio, la degeneración cerebral y empezó una curva exponencia. Mi madre estaba venciendo al cancer principal pero las secuelas de una radio imprescindible para poder sobrevivir varios mese más llegaron. Los problemas se fueron multiplicando hasta que un ictus prolongado la llevo a ingresar con un estado mental muy intermitente y a todas luces muy doloroso para ella y nosotros. Tras dos días muy duros en el hospital la familia decidimos cumplir su voluntad y que la pusieran en sedacion paliativa. Ella es fuerte y no sabemos cuándo luchará por vivir pero ya no sufrirá más.
Han sido meses muy duros y aún nos quedan algunos momentos más pero soy feliz de haber luchado junto a ella y de haber cumplido su voluntad al final.
Mención especial a mi padre siempre ahí con ella, todos los días al pie del cañón, con paciencia infinita, siempre positivo, siempre luchando por ella, el mejor protector que jamás ella pudo soñar. Gracias a el por estar ahí en nombre de mi madre que ya no puede hacerlo.
Hace 1 año

Hola, son momentos muy duros. La verdad es que no se ni que decir. Solo enviarte un abrazo muy fuerte

Hace 1 año

Siento mucho por lo q estais pasando. Mucha fuerza. Sólo decirte q hme he visto reflejada en todas y cada una de tus letras xq.mi madre sufrió exactamente lo mismo con las mismas consecuencias, tan sólo q la sedamos creo yo demasiado tarde, quizás si ella hubiese.podido elegir lo hubiese hecho antes, pero creo q no sufrio, pero sólo creo no puedo asegurarlo. Mucha fuerza para estos dias tan duros que os quedan

Hace 1 año

Llevo casi 4 años con el bicho en el pulmón con metástasis y con un diagnóstico de meses de vida. Esto me ayuda a comprenderte aunque vayamos por distintos caminos. No sufro físicamente ni me complico la vida contando los días que me quedan. Y con esto no te quiero decir que soy extraterrestre o algo parecido. Se que no es normal dormir tranquilo con el bicho dentro. Pero también sé que si me dejo morir de miedo, moriré dos veces. Tengo la ventaja de ser mayor y no dejar huérfanos a niños pequeños. Me duelen los demás y me duele que sufran. Es fácil aconsejar pero cuando el dolor y el miedo son reales es difícil escuchar consejos. Lo que sí te digo es que nuestra mente está preparada para el sufrimiento y e incluso para la muerte. Sólo tenemos que aprender a manejarla.

En mayo flleció una madre de cáncer y una de sus hijas se volvió loca. Fue alumna mía hace años y pude sacarla del pozo. Ahora está desconocida, contenta y feliz. Siempre me dice "¡Cuánto sufrimiento me ahorré...!

Uniros toda la familia y hablar de lo que sea pero evitar sufrir en lo posible.

Un abrazo

Hace 1 año

Hola amiga,

Solo puedo mandarte un grandísimo abrazo y un deseo: que el final no se haga esperar.

Bravo por haber llegado hasta aquí dándole tantísimo amor a tu madre, por tener la oportunidad de pasar ese "último" verano tan especial. Mucha fuerza

Hace 1 año

Por diox, menudo relato tan duro. Fuerza para toda la familia, que habéis hecho todo lo posible..

Seguid adelante, que hay que vivir.

Saludos

Hace 1 año

Os quiero enviar un fuerte abrazo, cargado con muchísima fuerza por ser una gran familia luchadora en todo momento.

Hace 1 año

Mucha fuerza con todo mi cariño y un abrazo muy fuerte. Maite

Hace 1 año

Que os puedo decir . ser fuertes y ánimos para llevar la situación lo mejor posible , son momentos muy duros ..

Hace 1 año

Se los momentos tan tristes por los que estáis pasando, pero también se, por experiencia, que todo el amor y el apoyo que le habéis dado, han sido un bálsamo en el sufrimiento de tu madre y siempre podréis estar orgullosos de ello. Un fuerte abrazo.

Hace 1 año

Siento mucho lo que nos cuentas. Te envío un abrazo muy fuerte para ti y toda tu familia.