Un gerrero en la frente y el dragón en las entrañas

Hace 2 años

Dicen que te hemos provocado durante generaciones, que estabas agazapado pero te hemos encendido demasiadas veces, hemos devorado tus humos despertándote para nuestra desdicha.
No me consuelo en lo injusto que eres, me rebelo y lucho con coraje para apoderarme de mi destino. Con el peor de los miedos mordiéndome el alma, acudo a las batallas en sala fría y a las esperas de diagnósticos de todo o nada. Acudo con la esperanza de conseguir la victoria y el alivio de saber que una derrota no será definitiva.
No es suficiente sonreír y ser optimista para cambiar las cosas, ni tan siquiera es posible hacerlo siempre. En pequeños jirones, algunos días me traen un soplo de desánimo al que no quiero renunciar. Son momentos fugaces que me refuerzan y me preparan para las adversidades. Es un pesimismo de instantes, la dosis justa para que se haga posible mi mejor realidad.
En este tiempo, mi enemigo se ha convertido en mi mejor aliado para la vida. Porque se aprende mucho más en los momentos difíciles. Porque he descubierto que así también soy feliz. Porque vivir en la duda me ha hecho comprender que el tiempo es finito, que el pasado casi nunca trae novedades, que las ocasiones jamás regresan. Pero hay oportunidades que repiten, lo hacen sin tiempo para esperar y yo tengo buenas sensaciones… si la vida se deja, yo me quedo de este lado!
Hace 2 años

Precioso! Me ha llegado al alma. Gracias por compartir este escrito con nosotros.

Un abrazo!

Hace 2 años

Que bonito!! Gracias por tus palabras y ánimo en la lucha

Hace 2 años

Que bellas y que palabras tan verdaderas¡¡¡Mucha fuerza y nunca nunca pierdas la esperanza...Un abrazo. Lavita.

Hace 2 años

Que bonito.. me ha emocionado. Ánimo y gracias por compartir estas bonitas palabras de lucha y de fuerza.

Hace 2 años

Qué bien has expresado lo que muchos sentimos. El enfrentarnos al cáncer nos hace ver que la vida es corta, y que si no la aprovechamos disfrutando cada día es como la perdemos.

Gracias por tus palabras

Hace 2 años

¡Muchas gracias por compartir con todos! Esperamos verte a menudo por aquí. Un saludo

Hace 2 años

Es maravillosa la actitud que tienes ante el "dragón", da gusto escuchar testimonios como el tuyo.

Un abrazo, aquí estamos para lo que necesites.

Hace 2 años

Hola Friost7, que bien plasmas lo que quieres contar, conciso y claro, concreto y hermoso pero no exento de sentimientos, sentimientos encontrados muchas veces porqué por un lado nos rebelamos contra lo que nos ha tocado vivir y sufrir pero por otro, sacamos el lado bueno de todo esto, lo que nos enseña esta experiencia, lo que nos cambia y sobre todo, lo que nos hace valorar. Gracias por entrar, por contarlo tan bien y sabes que aquí estamos para cuando quieras, siempre dispuestos a leerte y a acompañarte. Un abrazo.

Hace 2 años

Hola, friost7!!!

GRACIAS, por tu Testimonio y Bienvenido a esta familia!!!

Es cierto que no es suficiente sonreír y ser optimista, para cambiar las cosas, pero es más que suficiente para cambiar nuestra forma de ver las cosas, porque muchas veces el desánimo, la tristeza y el pesimismo que, sin querer se instala en nosotr@s, nos impiden ver la realidad, y nos hacen sentirnos débiles para esta lucha que tenemos tod@s como reto.

Un abrazo, y espero que te encuentres bien, fuerte, alegre y animado con lo que nos ha tocado batallar!!!

Hace 2 años

Puro sentimiento tus palabras. Gracias por compartirlas y bienvenido a la familia. Un abrazo!

Hace 2 años

El dolor en tus manos tiene otro color. Gracias por compartirlo. Quiero, además, pedirte que confíes en la medicina, es lo que tenemos y es mucho, mucho. Si además me dan permiso para compartir el enlace de este testimonio en mi twitter lo haré encantada porque enfermedad y belleza no son palabras que habitualmente vayan juntas, pero tu lo has conseguido. Mucho ánimo y para los momentos difíciles aquí tienes un apoyo.

Hace 2 años

Me encanta. Y me siento tan identificada.

Si me das tu permiso, me gustaria compartirlo en mis redes sociales